Opinión y Actualidad Destacada repartición

GER: histórico grupo de rescate, salvataje y cuidado preventivo

Los efectivos policiales que forman parte de este grupo, son hombres y mujeres, que trabajan incansablemente en zonas de riesgos y muchas veces inaccesibles de ríos, lagos, zonas pantanosas, montes, cerros y terrenos de relieve.

COMPARTI ESTA NOTICIA EN
24/11/2019 -

En el Grupo Especial de Rescate (G.E.R) confluyen todos los calificativos de entrega al servicio de la comunidad, donde el bienestar y la seguridad de los santiagueños es la base de su funcionamiento. Desde hace ya 36 años la repartición perteneciente a la policía provincial, trabaja bajo estrictos parámetros de compromiso social y constante capacitación, para generar una respuesta adecuada a los tiempos y exigencias de la sociedad.

Los efectivos policiales que forman parte de este grupo, son hombres y mujeres, que trabajan incansablemente en zonas de riesgos y muchas veces inaccesibles de ríos, lagos, zonas pantanosas, montes, cerros y terrenos de relieve. El objetivo de este grupo es realizar salvatajes, búsquedas, rescates además de rigurosos cuidados preventivos.

Desde la Secretaria de Seguridad junto a la Jefatura y Subjefatura de policía, trazan lineamientos con claros objetivos a lograr, como el de estar a la altura de las circunstancias para poder intervenir con lo más avanzado en conocimiento, equipamiento y tecnología allí donde haya un santiagueño que lo necesite. En este sentido el Grupo Especial de Rescate, quienes el pasado 24 de Octubre conmemoraron un año más de creación, siguen estas improntas de compromiso con el servicio de manera abnegada.

Al respecto el Sargento Omar Ariel Ibarra, quien trabaja hace 16 años como buzo y rescatista del G.E.R. expresó que en sus inicios no tenía ese nombre sino había surgido como, Comando Paracaidismo Para La Vida. En ese entonces contaban con solo ocho integrantes, quienes realizaban únicamente tareas de guardavidas, desde puente San Francisco hasta el kartodromo. Más adelante cambiaron a su nombre actual, y comienzan a realizarse actividades de buceo, evacuación en zonas del interior.

El Grupo Especial de Rescate, tiene como misión guardavidas en la zona balnearia, búsqueda y rescate de personas ahogadas, además de la evacuación en zonas inundadas. A partir de las 10 de la mañana se delimita las zonas peligrosas y en el caso que se considere peligroso, se deja un policía de consigna. “El dialogo con la gente es fundamental sobre todo cuando hay presentes niños para advertir sobre los riesgos”, manifestó el Sargento Ibarra.

Experiencias que reafirman el ser policía

Durante la entrevista, el Sargento Ibarra relató una de las experiencias más gratificantes que le tocaron vivir, al salvar la vida de una adolescente, donde puso en práctica todo su conocimiento y fundamentalmente su vocación de servir a la comunidad. “En el año 2007 un joven ingresó a las 06.00 de la mañana en el cauce del Rio Dulce. Fuimos advertidos de la situación, con una visibilidad nula logramos rescatarlo y llevarlo hasta la costa de la ciudad de La Banda, donde le efectuamos reanimación cardiopulmonar (RCP). Salvar la vida de una persona fue muy satisfactorio y gratificante. En otros momento también el poder ayudar a personas en época de evacuación, cuando no pueden salir de sus casas. Uno se siente muy orgulloso en esos casos de elegir ser policía”.

A su vez, el Sargento Ibarra, mencionó, que las capacitaciones y la constante incorporación de herramientas tecnológicas, permitieron registrar desde el año 2009, un marcado interés de las personas por informarse acerca los riesgos de ahogamiento, lo que significa que la prevención es buena por parte del G.E.R.

Celosos custodios en tiempos de alta temperatura

Durante gran parte del año, los rescatistas de la policía permanecen apostados con sus inconfundibles uniformes, respaldados por sus salvavidas torpedo y silbatos, para generar prevención acerca el peligro que representan determinadas zonas en el Río Dulce.

Tradicionalmente algunos sectores fueron habilitados como zona balnearia del Parque Aguirre, donde confluye gran cantidad de personas en tiempos con registros elevados de temperatura, para de alguna manera alivianar el clima de la provincia santiagueña.

El trabajo de prevención se basa fundamentalmente en mantener las señalizaciones y verificar aquellas zonas que representen un potencial peligro. Además la presencia de policías altamente capacitados y entrenados, permite entablar dialogo con los concurrentes dando advertencias y consejos sobre la estadía adecuada en los sectores balnearios.

En caso de surgir emergencias o visualizar posibles inconvenientes de personas en el cause del río, los rescatistas están equipados para adentrarse a efectuar un rescate inmediato en las aguas del dulce. Los uniformados hacen hincapié en el cuidado responsable de los niños y jóvenes, ya que el mínimo descuido en una zona poco profunda puede generar inminente peligro de ahogamiento y riesgo de vida.

Ante la consulta por recomendaciones con respecto a la costumbre de los santiagueños de ingresar a refrescarse en las aguas del Rio Dulce, para mitigar el calor de las siestas en nuestra provincia, el experto consultado fue tajante en afirmar que “es recomendable no ingresar al río, ya que en todo el trayecto que atraviesa nuestra provincia existen zonas que son altamente peligrosas para las personas”.

Y en caso de ingresar “todos deberían optar por la utilización de equipos de seguridad”. Debido a los infortunados hechos registrados en estos últimos días, recomiendan no ingresar al cause aún donde se consideren como zonas de menor profundidad. Y frente a una situación de riesgo de ahogamiento tratar de flotar y nadar siempre a favor de la corriente, fundamentalmente porque cuando esta situación se presenta los nervios juegan en contra, y el pánico se apodera de las personas.

Compromiso asumido con el cuidado de la fauna santiagueña

El Grupo Especial de Rescate ha incorporado una nueva sección dentro de sus bastas funciones y es la de apicultura y extracción de animales en zonas habitadas por santiagueños, como es el caso de las serpientes y abejas.

Además en estos últimos tiempos, fueron requeridos para efectuar el salvataje de animales atrapados en canales, tal es el caso registrado tiempo atrás cuando a través de un llamado telefónico fueron informados de la presencia de un animal vacuno, atascado en la reja de una usina en la localidad de La Dársena .

De acuerdo con lo informado oportunamente, los rescatistas tomaron intervención, lo amarraron con cuerdas y con la ayuda de una grúa lo extrajeron con vida para posteriormente restituirlo a su propietario, un vecino de la zona. El profesionalismo y nivel de capacitación demostrado para salvar una vida, fue demostrado en esa oportunidad como tantas otras de conocimiento público.


Dejanos tu comentario
Últimas noticias